El XXIV Encuentro del Foro de Sao Paulo, reunido en la Ciudad de La Habana, República de Cuba los días del 15 al 17 de julio de 2018, aprobó la siguiente Resolución de Guatemala sobre la base de las siguientes consideraciones:
En Guatemala, el gobierno neoliberal, encabezado por Jimmy Morales, impulsa sus políticas económicas, que favorecen a las grandes empresas nacionales e internacionales, y a los altos niveles de corrupción e impunidad en las esferas estatales; así también, a la complacencia con las políticas injerencistas de los Estados Unidos de América, al exigir el retiro de la Embajadora de la República Bolivariana de Venezuela y ordenar el traslado de la Embajada guatemalteca en Israel a la ciudad de Jerusalén, en consonancia con la política del Presidente Trump, y violentando resoluciones internacionales que impulsan la construcción de la paz en el Medio Oriente, lo que el XXIV Encuentro del Foro de Sao Paulo rechaza.
El XXIV Encuentro del Foro de Sao Paulo condena particularmente, la represión de Estado, en contubernio con grupos clandestinos financiados por empresarios, la criminalización de las luchas y persecución de líderes y lideresas mayas, cuya consecuencia ha sido, hasta el momento, la ejecución extrajudicial de al menos ocho dirigentes comunitarios y campesinos que impulsan luchas de resistencia y defensa del territorio y de la naturaleza y por las reivindicaciones de los derechos colectivos de los pueblos originarios.
El XXIV Encuentro del Foro de Sao Paulo, rechaza con vehemencia la inaceptable vulneración de la integridad y garantía de los derechos a la vida y la dignidad de las mujeres, ante la clara responsabilidad del gobierno de Guatemala y de sus funcionarios en la ejecución extrajudicial y agresión a 56 niñas en un hogar estatal de “protección”, en 2017, (hecho aún no esclarecido), el constante asesinato de mujeres y los señalamientos de violencia sexual en contra de mujeres, hechos en los que está involucrado el Presidente Morales.
Por ende, el XXIV Encuentro del Foro de Sao Paulo expresa su solidaridad con el Pueblo de Guatemala, de manera específica con las familias víctimas de la tragedia resultante de la erupción del Volcán de Fuego, la cual evidencia las injustas condiciones sociales y económicas en las que vive la mayoría de la población guatemalteca.
Finalmente, se solidariza con los partidos políticos de Guatemala, integrantes del Foro de Sao Paulo y con sus dirigentes, ante los constantes ataques, señalamientos y amenazas de la derecha fascista y reaccionaria, exhortando a las fuerzas revolucionarias a continuar con sus esfuerzos para la construcción de la unidad, con el fin de generar las transformaciones en favor de su Pueblo y convertirse en una alternativa real para la conquista del poder.